Crean plantas de tomate resistente al virus de la marchitez manchada

Crean plantas de tomate resistente al virus de la marchitez manchada

  • Los investigadores lograron suprimir las mutaciones del TSWV en tomate
  • De acuerdo con los expertos, este virus puede mutar sin dificultad, por lo que es fácil que una planta sea susceptible a su ataque

Investigadores de la Universidad Politécnica de Valencia y el Consejo Nacional de Investigación de España han logrado producir plantas de tomate resistentes al virus de la marchitez manchada (TSWV, por sus siglas en inglés).

     Los especialistas utilizaron herramientas que regulan la expresión génica para inducir dicha resistencia a las plantas de tomate. Los resultados de este proyecto han sido publicados en The Plant Journal.

Suprimen al virus de la marchitez manchada del tomate

Alberto Carbonell, uno de los investigadores del proyecto, explica que utilizaron una técnica antiviral basada en ARNi (ácido ribonucleico interferente, molécula que suprime la expresión de genes específicos). Esta técnica consiste en inducir la expresión de pequeños ARN artificiales diseñados para inhibir la replicación de la mayoría de los ARN virales en las plantas.

     La multiplicación de los virus en general consta de la replicación de su material genético, es decir, de la transcripción de su mensaje en una molécula de ácido ribonucleico (ARN) y de la traducción del mensaje para producir proteínas víricas.

     “En este estudio, hemos trabajado con dos tipos de ARN artificiales pequeños, microARN o ARNi artificiales. Luego comparamos el nivel de resistencia al virus de la marchitez manchada en plantas que expresan un solo ARNm antiviral (ARN mensajero, molécula que transfiere el código genético que viene del ácido desoxirribonucleico, o ADN) y de plantas que expresan simultáneamente cuatro pequeños ARNi antivirales, cada uno con una ubicación de destino diferente “.

El TSWV puede mutar fácilmente

El trabajo de los investigadores de origen español ha demostrado que las plantas que expresan un solo ARNm antiviral son más susceptibles al TSWV debido a que el virus acumula fácilmente mutaciones en la ubicación objetivo de esta molécula, lo que le permite evadir su acción y continuar con la infección.

     Por otro lado, la mayoría de las plantas que expresan simultáneamente cuatro ARNi pequeños son totalmente resistentes al virus del a marchitez manchada, probablemente debido al efecto combinado de cada una de estas cuatro moléculas especializadas.

     “Creemos que la probabilidad de que el virus acumule mutaciones simultáneamente en las cuatro ubicaciones objetivo es muy pequeña. Con nuestro trabajo, hemos podido producir plantas de tomate que son resistentes al TSWV, además de demostrar el uso y la idoneidad de la estrategia basado en los pequeños ARNi para generar cultivos resistentes a las infecciones virales “, concluye Carbonell.

Fuente: The Plant Journal

Deja un comentario:

POST RELACIONADOS