Una empresa certificada es una empresa confiable

  • El agricultor Ramón Antonio López Espinoza comparte su visión y experiencia con Agrícola Esmeralda en materia de inocuidad alimentaria

La inocuidad debe partir de las mismas personas. Con el hecho de lavarse las manos adecuadamente se evita en 80 % contraer alguna enfermedad o infección por transmisión”.

     Así lo asegura Ramón Antonio López Espinoza, director del Grupo Agrícola Esmeralda, una empresa mexicana de hortalizas, localizada al norte del estado de Sinaloa (Ahome), con una experiencia de 60 años exportando este tipo de productos frescos a los Estados Unidos de América.

La visión empresarial

“Hablar de inocuidad es hablar de alimentos y de salud pública en los seres humanos. Los gobernantes, los organismos en el mundo están preocupados por la salubridad en las personas. Por dar un dato, la Organización Mundial de la Salud (OMS) tiene el registro de 60 millones de personas que se enferman por ingerir alimentos contaminados o incluso agua contaminada”, resalta.

     Por esta razón, todas las empresas que producen alimentos deben estar certificadas, dice el empresario. En el caso de Agrícola Esmeralda, continúa, todo parte de una planeación, “desde tomar una decisión, qué semilla plantar, producir la plántula, irnos a campo a darle un enfoque técnico, manejo de producción, plantaciones, aplicaciones agroculturales, fertirrigación”.

     “En todos los procesos está presente la inocuidad. Tenemos baños limpios, gel antibacterial, agua limpia y potable; una potabilizadora dentro de la empresa. Inclusive prevenimos a la gente de deshidratación con una solución que depositamos en aplicaciones en sus galones”, platica López Espinoza.

     Para lograr la certificación, la agrícola ha transmitido a sus trabajadores todo lo relacionado con la inocuidad mediante charlas y capacitaciones semana tras semana, afirma.

     Un consejo que Ramón Antonio les da a los responsables y técnicos de campo es otorgarle la jerarquía que requiere el encargado de inocuidad, pues se necesita hacer equipo para que las cosas se logren.

El artículo completo está disponible en el número 19, páginas 4 y 5, de su revista Agro Excelencia.

Descargar vol. 19

Deja un comentario:

POST RELACIONADOS