• Sáb. May 28th, 2022

  Cómo tener un óptimo balance nutrimental en condiciones salinas

 

Francisco C. Uribe García
Ingeniero agrónomo

Leydy Zayel Russell Ibarra
Química fármaco bióloga
Agroanalítica del Norte

  • La salinidad y un nivel bajo de fertilidad limitan el desarrollo de las plantas

  • La presencia de sustancias salinas afecta la absorción de nutrientes en tus cultivos, como nitrógeno, calcio y potasio.

A nivel mundial se estima que un tercio de los suelos usados en la agricultura están afectados por un grado de salinidad, originados por el propio suelo, el empleo de aguas salinas, mal manejo de la fertilización y riego, entre otros.

     Como es muy conocido, la salinidad es el contenido total de sales solubles del suelo o sustrato. Las principales sales solubles son las siguientes:

  • Potasio (K+)
  • Calcio (Ca2+)
  • Magnesio (Mg2+)
  • Sodio (Na+)
  • Amonio (NH4+)
  • Nitrato (NO3)
  • Fosfatos (PO43-)
  • Sulfato (SO42-)
  • Cloruro (Cl)
  • Bicarbonato (HCO3)

          Las sales tienen la capacidad de afectar o reducir la mejor disponibilidad de agua para las plantas, incluso con un suelo que muestre una buena humedad. Nuestros cultivos dependen de tener una buena calidad de agua para su desarrollo y buena producción.

Los riesgos de las aguas salinas

En condiciones salinas, una fertilización —deficiente o excesiva— puede convertirse en un factor adicional que incremente el efecto de salinidad en perjuicio de los cultivos, aspecto que debemos cuidar oportunamente.

     La salinidad y un nivel bajo de fertilidad limitan el desarrollo de las plantas. Su eliminación o moderación puede influir en el rendimiento del cultivo.

     La presencia de sustancias salinas (cloro, bicarbonato y sodio) influye en la absorción de otros nutrientes como nitrato, potasio o fosforo por las plantas. Esto puede afectarlas en su desarrollo y producción.

Características de la absorción de nitrógeno en condiciones salinas

La presencia de sales en el medio origina interacciones entre el sodio y los cationes[1] (potasio, calcio, magnesio), igual con el cloro y los aniones (nitrato y sulfato).

     Estas interacciones ocasionan desórdenes nutricionales, provocando en frutos una madurez desuniforme, blossom end rot, jaspeo dorado, entre otros.

     La absorción de nitrógeno en presencia de un exceso de iones de cloro, y en algunos casos de sulfato (SO2-4), está influenciada por la fuente de nitrógeno aplicada y por el cultivo, debido a la capacidad de cada una en asimilar este elemento en sus diferentes formas.

El artículo completo puede encontrarlo en el volumen 43 de revista Agro Excelencia.
Descargar vol. 43

[1] Los cationes son iones con carga positiva. Un ion es una molécula que presenta carga eléctrica.