Desarrollan método para monitorear la salud de las plantas

Desarrollan método para monitorear la salud de las plantas

  • Una herramienta útil para detectar signos tempranos de estrés en cultivos
  • Esta tecnología puede ser un dispositivo portátil para usarse en parcelas de producción

Una investigadora de la Universidad de Curtin, en Australia, ha desarrollado una forma de utilizar la superficie cerosa de las hojas para monitorear y controlar la salud de las plantas.

     Esta técnica, propuesta por Karina Khambatta, utiliza la espectroscopía infrarroja (un instrumento utilizado en la identificación y análisis de sustancias químicas) para estudiar los cambios observados a lo largo de la senescencia de la hoja.

     La investigadora ha tenido la oportunidad de utilizar el laboratorio de microscopía infrarroja ubicado en el sincrotrón (un tipo de acelerador de partículas) australiano para ayudar a correlacionar sus estudios infrarrojos realizados en la Universidad de Curtin.

Es posible observar cambios químicos mediante tecnología infrarroja

Se cree que esta tecnología puede ser empleada como un dispositivo portátil que podría usarse en las parcelas de producción y que sería como leer un código de barras.

     “Cuando miras una hoja y la sostienes hacia el sol, puedes ver una superficie brillante, esta es la cera epicuticular que observamos usando tecnología infrarroja para observar los cambios químicos que se ven en la superficie”, explica la investigadora.

     La cera epicuticular es una cubierta que tienen las hojas formada principalmente por compuestos no aromáticos de carbono e hidrógeno. Sirve para disminuir la humectación de la superficie y la pérdida de humedad.

Es posible monitorear la salud de la planta

Trabajando en la Universidad de Curtin, bajo la supervisión de Mark J. Hackett y Alan D. Payne, Karina desarrolló una forma de ver la composición química en una escala de micras y una escala macro para mostrarnos cómo los cambios en la composición de los lípidos (moléculas orgánicas de carbono e hidrógeno) varían dependiendo de la salud de las plantas.

     Karina espera usar esta tecnología para ayudar con los signos de detección temprana de estrés de la planta para beneficiar a los departamentos gubernamentales de agricultura en cualquier parte del mundo.

Fuente: Phys.org

Deja un comentario:

POST RELACIONADOS