• Mar. Nov 29th, 2022

Importa México 250 000 toneladas de sulfato de amonio

  • El fertilizante disminuyó 30 % su precio final

  • Esta medida ahorra 4000 pesos por tonelada a los agricultores

El gobierno mexicano eliminó la tasa compensatoria para la importación de sulfato de amonio. Esta acción disminuyó 30 % el precio final del fertilizante a los productores mexicanos, con la llegada del insumo de Estados Unidos y China.

     La Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader) resaltó que esta medida ahorra 4000 pesos por tonelada a los agricultores. Esto se traduce en mil millones de pesos.

     Agricultura detalló que desde el lunes 20 de junio de 2022 hay en el país 80 000 toneladas de sulfato de amonio y cerró el mes de junio en 250 000 toneladas del insumo importado.

Mejores precios permitirán mayor producción

La importación de fertilizante a precios competitivos permitirá atender la demanda de la agricultura comercial y enfrentar a la crisis global propiciada por el conflicto entre Rusia y Ucrania, explicó la dependencia federal.

     A través de la Dirección General de Suelo y Agua, la Sader capacita a los productores en el uso correcto del fertilizante, con el fin de aplicar la dosis correcta y cantidad adecuada. Este organismo promueve el uso de fertilizantes orgánicos.

     El secretario de Agricultura, Víctor Villalobos Arámbula, comentó que 2022 será un año muy productivo. «El norte de Tamaulipas tendrá la mejor cosecha de los últimos años y así ocurrirá en el resto del país, por lo que anticipamos un buen ciclo agrícola, en condiciones muy complicadas para el resto del mundo».

Importación de fertilizantes

El 18 de junio de 2022, en el puerto de Tampico, Tamaulipas, llegaron al país las primeras 6700 toneladas de sulfato de amonio, con lo que el Gobierno de México inició la importación de fertilizante a precios competitivos para atender la demanda de la agricultura comercial.

     En la ceremonia de recepción, el secretario Villalobos Arámbula informó que este primer cargamento proveniente de Estados Unidos forma parte de un total inicial de 250 000 toneladas que ingresó a México a través de los puertos de Veracruz, Veracruz; Manzanillo, Colima; Tampico, Tamaulipas, y Topolobampo, Sinaloa.

Fuente: Sader