• Mar. Nov 29th, 2022

Retrasan la maduración de las uvas, creando vino de mejor sabor

  • El cambio climático está generando una maduración prematura en las uvas, afectando el azúcar en este fruto

  • El azúcar del fruto produce mayor cantidad de alcoholes, restándole balance al vino

El cambio climático está generando que las uvas maduren prematuramente, aumentando la cantidad de azúcar en el fruto. Esto afecta la cantidad de alcohol que producen e interfieren con el balance y sabor del vino.

     Las uvas producen vino de mejor calidad y sabor si su maduración es retrasada. Esto fue descubierto por investigadores de la Universidad de Adelaida, Australia. Los especialistas analizaron los datos sobre los mejores métodos para retrasar la maduración de las uvas en la vid.

Retrasan la maduración de la uva

La investigación se centró en tres técnicas comunes utilizadas para retrasar la maduración de las uvas:

  1. Uso de antitranspirantes (compuestos aplicados a las hojas para reducir la transpiración)
  2. Poda tardía
  3. Limitación tardía de reservas

     De acuerdo con Pietro Previtali, autor principal del estudio, aplicar antitranspirantes cuando las uvas comenzaban a cambiar de color (envero) provocaba retrasos en la maduración. Dicho retardante era mayor cuando se aplicaba al principio y al final de la temporada.

     La poda tardía consiste en posponer dicha acción, luego de que hayan brotado las yemas apicales. «Hay un mayor retraso en la maduración cuando las vides se podaban más tarde en la temporada», explicó el especialista.

     La limitación tardía de reservas consiste en eliminar una parte del área de la hoja joven que acumula azúcar durante la maduración. Esta técnica probablemente sea más adecuada en las variedades de uva roja con niveles más altos de azúcar.

Analizan factores que empobrecen al vino

De acuerdo con el especialista, existen factores ambientales que conducen a concentraciones más altas de azúcar en las uvas debido al cambio climático:

  • El aumento de los niveles de dióxido de carbono en la atmósfera
  • Las temperaturas globales más altas
  • La disminución de las precipitaciones

     Estos factores causan que las uvas maduren más rápido de lo normal. Esto da como resultado niveles más altos de alcohol, alterando el equilibrio del vino y disminuyendo la calidad del producto, mientras que los productores necesitarían posponer la cosecha por completo para poder producir buen vino, explicó Previtali.

     «Esta investigación ayudará a los productores a tomar decisiones que generarán mayores rendimientos y vino de calidad».

     El estudio fue publicado en Horticulture Research, revista científica de acceso abierto enfocada en la publicación de investigaciones originales de diferentes disciplinas hortícolas.

Fuente: Horticulture Research