• Mié. Dic 1st, 2021

Los 10 principios de la agricultura ecológica

PorIvan Delgado

Oct 22, 2015 ,

Jesús Valero Garza
Maestro en ciencias. Campo Experimental Santiago Ixcuintla
del Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (INIFAP)

  • Proteger al suelo del sol, descansar el suelo, promover la asociación y rotación de cultivos son algunas buenas prácticas ecológicas

Los principios de la agricultura orgánica se basan en la diversidad de especies, asociadas en el mismo espacio y tiempo, con una rotación adecuada para romper el ciclo de los patógenos; atraer organismos benéficos que controlen las poblaciones de los patógenos; evitar el uso de venenos y, sobre todo: suelo vivo, rico en materia orgánica y microorganismos, que le aporten a la planta un balance nutricional adecuado.

⠀⠀⠀El científico inglés Albert Howard, pionero de la agricultura orgánica, afirmó: “En un suelo sano, las plantas son sanas”. En un suelo saludable, el humus (materia orgánica descompuesta) tiene un efecto positivo: se incrementa la actividad microbiana, produciendo antibióticos y hormonas, entre otras sustancias, generadoras de resistencia contra nematodos y otros patógenos del suelo: activa la microbiología del suelo, propicia una óptima aireación y abastecimiento de humedad a la planta. De esta manera, se inicia el balance nutricional para la planta y la prevención de plagas y enfermedades.

⠀⠀⠀La base de la agricultura orgánica es un suelo vivo, con 5% de materia orgánica, y 50% del volumen del suelo ocupado por poros. Esto facilitará aire y agua al suelo; y permitirá la presencia de microorganismos que contribuirán a la transformación de esta materia orgánica en nutrientes para la planta. Estos aspectos básicos se pueden lograr al aplicar los siguientes 10 principios:

  1. Abonar el suelo

Abonar la tierra es una buena práctica para recuperar su materia orgánica y la vida microbiológica, hasta lograr de 4.5 o 5.0% de materia orgánica, con el fin de aumentar su fertilidad y la población de microorganismos. Es recomendable aplicar estiércol, composta o abonos verdes, como la mucuna y el kudzu.

⠀⠀⠀La forma más rápida de incrementar la materia orgánica en el suelo es con la incorporación de los abonos verdes (Figura 1) para alcanzar el 5% de materia orgánica con una densidad aparente (peso seco del suelo/volumen) cercana al 1.0, la estabilidad de los agregados del suelo también cercana al 1.0 y una capacidad de intercambio catiónico próxima al 100%.

El artículo completo está disponible en el número 5, páginas 6-9, de su revista Agro Excelencia.

Descargar Vol. 5

Deja una respuesta